El Parma se había declarado en bancarrota el último marzo y, un mes después, el juez Pietro Rogato autorizó su venta por un precio de salida de 20 millones de euros; cantidad con la que el hipotético comprador debería hacer frente a múltiples deudas y al pago de los salarios de los jugadores.

En la posible compra del Parma habían mostrado su interés, especialmente, dos inversores: el exjugador de béisbol italo-estadounidense Mike Piazza; y el empresario Giuseppe Corrado, según informaron medios italianos.

 

Sin embargo, ambos han retirado sus propuestas debido a que la situación de la deuda es demasiado compleja y los gastos a hacer frente son tan elevados que "hacen impracticable cualquier concurso económico", explicó Corrado, en nota difundida por la prensa.

 

 

Eduardo Inda incendia las redes sociales

> #FelizMartes Parlamento #SinVacaciones El IPC Paco Martín #AccidenteVigo RTVE y Rosa María Mateo Gabi Westminster #PacientesQue #NewVAVEL La Xunta Dani Pacheco Hospital La Candelaria 'Aquarius' Cristina Fernández Benidorm Aretha Franklin David Silva Ter Stegen Nunu Alec Baldwin Airbnb Dembelé Gowex Sevilla El VAR Alvarito Ben Yedder Carmelo Anthony Messi #transparencia #hoteles #FelizLunes #zurdos #Supercopa #FixProClubsEA #TheGoodDoctor #BattleForAzeroth #Terremoto #FirstDates705 #13Ago #GHVIP6 #LOVE_YOURSELF #HUNSC #LeftHandersDay #TeenChoice #Dublin2018 #HolaFutboleros
Nuevas diligencias contra Camps
El nuevo Balotelli del Milán