La lesión sufrida por Rafinha en Roma acabó por ser la peor posible y el centrocampista, que seráoperado de manera inminente, estará de bajadurante no menos de seis meses, despidiéndose prácticamente de la temporada.

Rafinha se lesionó en una fea entrada de Nainggolan durante el partido ante la Roma y tras ser sometido a diversas pruebas a la llegada de la expedición azulgrana a Barcelona de madrugada se confirmó el peor de los pronósticos, que apunta a una rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha.

Eduardo Inda incendia las redes sociales

Día triste para el fútbol en Italia

El "Dios" del fútbol cumple 28 años