Como publican nuestros compañeros de ABC. Pocas imágenes son capaces de desgarrar el alma como la que este miércoles recorrió el planeta en cuestión de minutos. Un niño de tan solo tres años, inerte sobre la orilla de una playa de Turquía. Su nombre era Aylan Kurdi. El pequeño, de nacionalidad siria, perdió la vida en un vano intento de huir de la guerra.

Eduardo Inda incendia las redes sociales

Dos años sin Paul Walker

Una moda muy "Desigual"